Dr. José Luis Vérez-Fraguela    presidente@setov.org Fecha  28/03/2007 21:04 
Host: No mostrado/ Not shown    IP: No mostrado/ Not shown    Sistema: Windows XP


Volver al foro Responder Re: Osteocondrosis en cachorro   Admin: Borrar 	mensaje
 
Mensaje
Estimada Señora,
Como presidente de la Sociedad Española de Traumatología y Ortopedia Veterinaria no puedo hablarle sobre un tratamiento que no he instaurado y menos entrar a valorar un diagnóstico de un animal que no he visto, en todo caso ha de suponer que está acertado, pero si no es así, siempre tiene la opción de la segunda opinión que a mi juicio es lo mejor cuando uno no tiene
las cosas claras tanto con respecto a su mascota como con respecto a uno mismo, eso si ha de tratar de asesorarse siempre por especialistas que se dediquen a esta disciplina. Como he dicho en otras ocasiones, si usted lo desea le podemos hacer llegar el nombre de algún especialista de nuestra
Sociedad cerca de su lugar de residencia.

En todo caso aún a pesar de lo dicho me referiré a la osteocondrosis con el fin de que pueda adquirir unas nociones generales sobre esta patología. Trataré de hacerlo de la manera mas clara que pueda aunque como comprenderá la cuestión es un tanto farragosa y por ello le pido disculpas si en algún
momento el lenguaje se hace pesado.

La investigación con perros de razas grandes en Suecia, Estados Unidos, Alemania, Australia y los Países Bajos, ha demostrado que estas enfermedades se deben al desarrollo anormal del cartílago de las articulaciones. En el perro, la enfermedad se conoce con el nombre de Osteocondrosis (OC) u Osteocondritis Disecante (OCD). Por otra parte, la sobrecarga de las
articulaciones como consecuencia del exceso de peso también puede ocasionar problemas, siendo el ejemplo mas obvio la Displasia de Cadera (Hip Dysplasia - HD).

La Osteocondrosis (OC) y la Displasia de Cadera (HD) son enfermedades que se desarrollan durante el crecimiento. Son enfermedades hereditarias por naturaleza y pueden verse afectadas por condiciones ambientales tales como el trauma. La HD se caracteriza por un mal ajuste de la cadera, ya sea a
causa de la conformación de la apófisis, de la fosa o de ambos. Si un perro no presenta HD cuando su esqueleto ha madurado, nunca la sufrirá. En caso de que el animal padezca HD pero no se le haya diagnosticado cuando era un cachorro, se le puede diagnosticar después en base a la artrosis subsecuente. Esto mismo se aplica a la ODC.

Dicho lo anterior, que es lo que le debe quedar absolutamente claro para no inducir error, le comento, y quizás esto sea lo que le ha confundido, que varios estudios han demostrado (excluyendo las influencias genéticas) que el relativo exceso de peso por sobrealimentación de los cachorros en la etapa
de crecimiento (el cachorro pesa demasiado para su edad en función del tamaño) conlleva un aumento significativo de la HD clínica. Los beneficios de criar un cachorro relativamente delgado son importantes, y desde el punto de vista de la ortopedia es preferible un cachorro delgado a uno obeso. Un
exceso de peso origina una deformación de la articulación de la cadera (de hecho aumenta el riesgo de incidencia de HD). El tamaño total (altura hasta el hombro) no se ve afectado por alimentar a un cachorro de modo que se mantenga delgado. El cachorro no crece más despacio en cuanto a la talla sino en cuanto al peso corporal, lo cual es preferible.

El riesgo de una ingesta excesiva de calcio

El calcio es necesario para el desarrollo de un tejido óseo saludable. Extensas investigaciones han demostrado que la ingesta de calcio constituye el principal factor de riesgo para el desarrollo de la OCD. Cuando la ingesta de calcio es demasiado alta, aumenta el riesgo de que el perro
desarrolle problemas clínicos. Puede producirse una ingesta excesiva de calcio cuando se añaden suplementos cálcicos a una alimentación completa y equilibrada, cuando se alimenta al animal con una comida completa con alto contenido de calcio, o cuando el dueño añade demasiado calcio a la comida "casera". Bajo cualquier circunstancia, debe evitarse el añadir calcio a una dieta completa y equilibrada. La cantidad de calcio incluida en estas dietas ha sido cuidadosamente controlada.

El peligro de una ingesta energética excesiva

El desarrollo de la Displasia de Cadera (HD) no guarda relación con el crecimiento longitudinal de los huesos, pero sí se ve muy influido por la nutrición. Una ingesta excesiva de alimento (calorías) durante el crecimiento conlleva un aumento del riesgo de desarrollar HD. El mecanismo por el que se produce este aumento del riesgo parece deberse al rápido aumento de peso y a un esqueleto relativamente inmaduro como para soportar
ese peso corporal.

Al nacer, el esqueleto es fundamentalmente cartilaginoso, y se transforma en hueso de forma gradual. A diferencia del hueso, el cartílago es flexible y puede cambiar de forma, y de hecho lo hará si se le somete a fuerzas de carga. Cuando el esqueleto inmaduro, y por lo tanto la articulación inmadura de la cadera del perro, se "sobrecarga" debido al exceso de peso (para su
edad), existe el riesgo de que la forma de las articulaciones de su cadera se adapten y se vuelvan displásicas.

No obstante, la HD es una enfermedad hereditaria, y cuando los genes no se encuentran en la línea genética de la raza, independientemente de la edad, un exceso de peso corporal nunca dará lugar a la aparición de HD. Por otro lado, se ha demostrado que cuando en la línea genética existe riesgo de HD,
la sobrealimentación del cachorro aumenta de forma dramática la frecuencia y gravedad del problema.

Esto mismo puede aplicarse al riesgo relativo de OCD y al conjunto de trastornos conocido como Displasia del codo (Elbow Dysplasia - ED). Un incremento de peso corporal demasiado rápido aumenta el riesgo de aparición de dichos trastornos. Para obtener el mejor resultado final -un perro sano y
de la talla apropiada-, es necesario que tenga lugar un crecimiento equilibrado junto con una tasa de aumento de peso corporal controlada. La administración de la cantidad correcta de alimento garantiza que el perro alcance su correspondiente talla adulta final y un estado de salud óptimos.

La cantidad de proteínas no influye

La investigación del crecimiento del Gran Danés (Nap RC, Países Bajos), ha demostrado que el nivel de proteínas de la dieta no influye de manera significativa en el desarrollo del esqueleto.
Una ingesta elevada de proteínas no aumenta el riesgo de ODC o de HD, y no tiene ningún efecto sobre el crecimiento longitudinal del hueso.

Nutrición especial para el crecimiento

Pese a la elevada frecuencia de problemas óseos en los perros de raza grande, la buena noticia es que existe un alimento especialmente formulado para satisfacer las necesidades derivadas del rápido crecimiento de los cachorros de razas grandes. Este alimento tiene en cuenta las investigaciones más recientes que consideran al calcio como el principal factor de riesgo en la alimentación de razas grandes, y que también
recomiendan una reducción de la ingesta energética total para conseguir un crecimiento controlado.


En fin, espero haberle aclarado algunos conceptos que tienen especial relevancia y el saber porque los animales pueden o no tener alteraciones de tipo genético que se pueden o no ver afectadas, acrecentándose o disminuyéndose, con un manejo adecuado.

Atentamente.

José Luis Vérez-Fraguela, DVM, PhD
Presidente de la S.E.T.O.V.
HCV Ultramar
Nueva 171. 15404, Ferrol.
                                                                                                                                                                                                                                                                                                                               
 

Respuestas (0)
 
  • Osteocondrosis en cachorro - Carolina - 24/03/2007 14:49
    • » Re: Osteocondrosis en cachorro « - Dr. José Luis Vérez-Fraguela - 28/03/2007 21:04


Volver Responder
 
Nombre
E-Mail
Asunto
Web
Enlace a una
imagen

Mensaje



    


<< volver