Juan A. Rodríguez Molina    juan4@telefonica.net Fecha  17/09/2006 
Host: No mostrado/ Not shown    IP: No mostrado/ Not shown    Sistema: MacOS


Volver al foro Responder Lo dudo   Admin: Borrar 	mensaje
 
Mensaje
Sabrás, querido Paco, que a mis posibles sensatez y perspicacia, para algunas cosas, se une una ingenuidad preocupante para otras. Pero, en este caso, tengo la sensación de que lo que ocurre —y no lo digo por tí, aunque me gustaría conocer tus fuentes— es que a García-Trevijano se le está atacando ya, apenas alzada la voz (de nuevo), como mejor defensa.

Nadie puede ser tan falso como habría de serlo para venir diciendo desde hace un cuarto de siglo lo que dice, y cómo lo dice, simplemente, por anhelos lerrouxistas. No se puede jugar con las ilusiones del sector laocrático —como él dice— de la sociedad, sin ser un tunante de tomo y lomo. La verdad, creo que ha demostrado más bien lo contrario; y estando muy lejos de querer resultar simpático, encima. Además, se olvida que, como acabo de decir en su blog, no vaya nadie a pensar que todos los que le apoyan son tan maleables como la plastilina u oportunistas tan adelantados que sueñen ya con cargos y prebendas. A mí, lo que más me sigue haciendo dudar no es él, sino los demás, el conjunto: los que hemos de trabajar en el asunto. Supongo que la mayoría de los que han mostrado su apoyo no saben dónde se han metido, pero porque aún no se puede saber. Por el momento el MCRC no pasa de ser lo que se ve en Internet, o sea una página más en la que se discute; aunque ésta tenga unos planes más pretenciosos, digamos, que otras precisamente porque, al estar impregnadas de una lógica indudable, resultan más factibles de lo que, en la dura realidad, puedan serlo. El momento crucial para resolver ciertas dudas será al vernos las caras, por así decirlo. Y será entonces, a la cara, cuando les diga si pueden o no contar conmigo.

Ya ves, en que tesitura hállome. Por eso, te agradecería mucho que me dieras alguna prueba de lo que dices sobre “el personaje”. Y por favor, no olvides que estás hablando con un anarquista, no con un republicano constitucional: en cuanto viera la más mínima indignidad o desviación de lo acordado, me iban a oir y por útlima vez. Sobre esto nunca he dudado. De hecho, repito, acabo de advertírselo a ellos mismos: no basta con tener razón. Supongo que lo habrán entendido.

De todas formas, me parece que no has captado lo que —en teoría, si quieres— se propone el MCRC: no se trata de constituir un partido y competir por el poder —¡cómo iba a estar yo ahí!—, sino de provocar que se pueda llegar a un período constituyente (lo que debería haber ocurrido en lugar de la Transición) en el que intervengan todas las fuerzas políticas y no sólo las que hayan pasado por un previo y oscuro aro. Logrado lo cual, el MCRC se descompone y cada mochuelo a su oilvo. Según tu concepción del anarquismo, ¿qué impedimento ves en esta simple intención? ¿Piensas que, en tal situación, un individuo o un sólo grupo va a poder hacer lo que le dé la gana? Habrá de todo, por lo que ojalá haya muchos con las ideas de Trevijano. Su “personalidad”, sinceramente, es algo muy secundario; a mi anarquista entender. Además, ten en cuenta que, en todo caso, se puede realizar una crítica bastante precisa de la actualidad; tarea que el anarquismo actual no lleva a cabo —sea por escaso ímpetu o por influencias externas— con la contundencia que le ha distinguido en otras épocas.

En fin, que si nos centramos en el personaje Trevijano, poco avanzaremos.

Salud                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                
 

Respuestas (7)
 


Responder Volver Ayuda
 
Nombre
E-Mail
Asunto
Web
Enlace a una
imagen

Mensaje