rafa    rgranero@vodafone.es Fecha  16/07/2004 14:18 
Sistema: Windows XP

Admin: Borrar mensaje Re: comentarios a "Comentando una máxima sobre el ateísmo"
Mensaje
Vale lo que dices en el punto 1), 2), 3), 4) –aunque aquí, en punto 4, debamos reconocer que, y precisamente por el hecho de su sustrato biológico, no siempre es fácil intelectualizar el “horror vacuum” que produce el sin-sentido (en tanto que no racionalizable) de una vida que no transciende- y 6)

El 7), como no lo detallas, no si se me puedo poner de acuerdo contigo.

Sólo un pero concreto al punto 5)

“5)que el hombre está en condiciones, tanto individual como colectivamente (en este caso deberán producirse algunas evoluciones socioculturales históricas),de asumir su emancipación de la idea de Dios,como un mero atavismo histórico explotado por los detentadores del Poder.”

Yo no sería tan optimista, por razones puramente biológicas y por aplicar método científico al análisis del ser humano en el mundo.

Podemos correr el peligro, cuando afirmamos en futuro, de caer en análisis meramente teleonómicos. Afirmar, sin más matización, que el futuro será de cierto sencillamente mejor que el presente es afirmar que existe un proyecto (fin, razón, meta) que guía al devenir (¡toma ya, frasecita!), o lo que es lo mismo, dejar que el fantasma entre en la máquina.

Vayamos por partes

Atiende a este texto, habla de la capacidad del ser humano: el lenguaje

“... Tal acontecimiento evolutivo consistió, como todos los demás, en la integración de sistemas preexistentes para dar lugar a propiedades sistémicas sin precedentes. Todos los subsistemas integrados se encuentran en los animales y sufrieron una evolución independiente. Las funciones parciales integradas siguen siendo indispensables según Lorenz, lo que no parece llevarle al atomismo, pese a que insiste especialmente en mecanismos cognitivos y de aprendizaje, especialmente la exploración, sin referirse a otros subsistemas. El lenguaje sintáctico hizo posible la herencia de caracteres adquiridos, donde la invención del arco es tan difícil de olvidar como la atrofia de un órgano teleonómico. Por ese camino la tradición se consolida de generación en generación. "La comunidad de muchos seres humanos unidos por estos vínculos, todos los cuales surgen de un almacenamiento común de tradición acumulada, es lo que llamamos cultura". La aceleración del proceso evolutivo producida por la acumulación de información es lo que las ciencias humanas toman como historia. Lorenz no reprime la tentación de hacer filosofía de la historia apoyándose en una idea de Oswald Spengler: la divergencia entre tal evolución exponencial producida por el pensamiento conceptual frente a la genética lleva a la desintegración de las culturas tras un determinado grado de diferenciación. Lo que desplegó la biología llega a ponerla en cuestión y será castigado; Lorenz confía demasiado en la naturaleza primera, como si no pudiera ser ésta destrozada y nosotros con ella.”
(Aguilera Pedrosa, Antonio, “Hombre y cultura”, 1995, España, pag. 209 y siguientes)

y a éste:

“Esto nos permite centrar, con relativa precisión, los términos actuales del problema: preguntar por el origen de la vida es preguntar por el origen del código genético. ¿Cómo se formó esta compleja maquinaria para construir proteínas? Porque, como hemos visto, el código sólo tiene eficacia biológica si es traducido; no basta la división del ADN, sino que hace falta, además, que transmita órdenes para formar organismos mediante la síntesis de proteínas. El código genético es un mecanismo de alta precisión que, al menos en principio, parece garantizar dos propiedades fundamentales de la vida: la invariancia, es decir, la capacidad de formar réplicas iguales de sí misma, y la teleonomía o propiedad, al menos aparente, de organizar los materiales con un fin determinado: constituir una determinada clase de viviente, con unos órganos determinados, etc. Los seres vivos parecen obedecer al cumplimiento de un "proyecto". 5 La palabra teleonomía, que emplea Monod, está compuesta de dos palabras griegas: telos, que significa fin, pero no en el sentido de término, sino de finalidad a alcanzar; y nomos, norma o ley. La teleonomía sería, así, el conjunto de normas hacia un fin. Por tanto, los seres vivos "parecen" obedecer a la búsqueda de un fin, a la realización de un proyecto. En este hecho es en el que se apoyan todas las corrientes "finalistas" de la evolución, que mencionábamos anteriormente, en el capítulo I. Todo esto, pues, no parece que haya podido improvisarse. Si ha surgido espontáneamente habrá tenido que ser a través de mucho tiempo -millones y millones de años- y mediante unas complicadas condiciones ambientales que lo hayan posibilitado. ¿Qué condiciones han tenido que darse para que apareciera la vida; es decir, para que se formase un código genético capaz de transmitir su información a nuevos organismos?”
(Benavente, Jose María, “¿Qué es la evolución?”, Ed. Zero Zyx, Bilbalo, 1979)

Buena pregunta, dejemos que sea Jacques Monod quien nos conteste en su libro “Azar y Necesidad”,

Es difícil para mí expresar mejor la falta (no necesidad) de proyecto final y, por lo tanto, el constante pasear al límite del abismo que es vivir.

Me atrevo a sugerirte la web http://www.otrocampo.com/3/sloterdijk.html. Peter Sloterdijk se atreve, como podrás ver, con todo. Eso sí, desde una capacidad de visión global y multidisciplinaria que asombra.

Hasta más leer.

Rafa


PD.: Por cierto, como ves, siempre es igual, los "ateos" callamos, no intentamos argumentar el ateismo. los "teistas" no se conforman con considerar su propuesta como un enunciado no empírico y lo intentan argumentar. Y nosotros, "ateos" no militantes, no argumentamos contra "dios", pues no se puede argumentar contra un axioma (en todo caso, si se puede enjuiciar los resultados del axioma) si no que argumentamos contra los argumentos.

PD. para raraflor: no hables en mi nombre. Yo, "ateo", no diría las estupideces que haces decir a tu "ateo".                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                


Respuestas (0)



Volver al foro

Responder


Nombre
E-Mail
Asunto
Web
Notificar por e-mail respuestas.
Mensaje